30 septiembre 2010

Solo es mal acompañado...

Lo único que sabía era que no quería estar solo. Un deseo entendible, aparentemente inofensivo. Hasta que el miedo a la soledad cegó la individualidad en los demás: un proto-totalitarismo inconciente.


"El que anhela comunidad sin soledad se arroja al vacío de palabras y sentimientos; el que busca soledad sin comunidad perece en un abismo de vanidad, autoidolatría y desesperación.
El que no sabe estar solo debe cuidarse de la comunidad. El que no está en comunidad debe cuidarse de la soledad"

1 comentario:

Lucas dijo...

Grande Dietrich!!! :D